lunes, 21 de septiembre de 2020

Ruta por las Cruces, Cuevas y Dolmenes de la Sierra de la Alfaguara, Granada

Cruz de Viznar, Granada

Cueva de los Marmoles, Granada

Cueva de las Ventanas, Piñar


Parque Megalítico de Gorafe



Los parajes de la Sierra de la Alfaguara, situada en el centro geográfico de la provincia de Granada, esconden varias cuevas naturales, como la del Gato y la de los Mármoles, de gran belleza pese a ser poco conocidas. .

La Sierra de la Alfaguara forma parte del Parque Natural de la Sierra de Huétor, que está situada en el centro geográfico de la provincia de Granada. 

el Parque Natural de la Sierra de Huétor, situado en el centro geográfico de la provincia de Granada. 

Es un compendio de varias sierras de media altura, compuestas por rocas calizas con formaciones geológicas peculiares. 

El paisaje cambiante se debe a los diferentes grados de erosión de las rocas y alberga desde impresionantes barrancos, hasta cumbres escarpadas, arroyos de aguas cristalinas, así como abundantes formaciones kársticas donde se encuentran las cuevas, de ahí su gran atractivo. 

Nuestra ruta se desarrollará por la Sierra de Alfaguara que esconde tres cuevas de gran belleza: la cueva de los Mármoles, la del gato y la del Agua.


Indice:

  1. Como llegar a la Sierra de Alfaguara
  2. Flora y Fauna de la Sierra de Alfaguara
  3. Alfacar
  4. Comer en Alfacar
  5. Cruz de Alfacar
  6. Cruz de Viznar
  7. Cueva del Gato
  8. Fuente de la Teja
  9. Cueva de los Marmoles
  10. Fuente Fria
  11. Cueva del Agua
  12. Cueva de las Ventanas de Piñar
  13. Cuevas Algarves de Gorafe
  14. Hoyas del Conquín o Parque Megalítico de Gorafe
  15. Comer en Gorafe
  16. Bácor-Olivar
  17. Cuevas del Campo
  18. Comer en Cuevas del Campo

1. Como llegar a la Sierra de Alfaguara

     


2. Flora y Fauna de la Sierra de Alfaguara

Flora / vegetación
Hypericum perforatum (Corazoncillo)
Populus nigra (Alamo negro)
Rosa canina (Rosal silvestre)
Scirpoides holoschoenus (Junco churrero)
Fauna /Lepidóteros


                    
Uno de los puntos de acceso a este paraje


 

3. es el pueblo de Alfacar, 

Alfacar, Granada

Su situación privilegiada y la pureza de sus aguas hicieron de este lugar uno de los preferidos para el recreo de los monarcas ziríes. En concreto se retiraban a la zona para pasar la Pascua de los «Alaceres», la vendimia otoñal y sus «azahazcas», fiestas y jolgorios.

Alfacar es uno de los puntos de acceso al Parque Natural de la Sierra de Huétor. Rodeado de la Sierra de la Alfaguara, este pueblo de clima mediterráneo está engarzado entre frondosas masas de pinos y encinas. Son numerosos los monumentos de la época árabe y cristiana que el visitante podrá visitar, y variadas las fiestas y tradiciones en las que podrá participar.

El manantial de Fuente Grande, también conocido como de las Lágrimas, se localiza en la parte alta del pueblo. La fuente, que data del siglo XI, es uno de los más importantes vestigios de la época de los califatos que se conservan actualmente.

Fuente Grande, Alfacar

Desde allí, en dirección a Nívar, se puede tomar la carretera que asciende hasta el área recreativa de la Alfaguara. 

En ese paraje, junto a un campamento de verano donde abundan las barbacoas y los bancos de piedra, se puede visitar la colección botánica del Arboretum, un antiguo vivero forestal del que se obtenían las plantas para las extensas repoblaciones que se realizaron en estas sierras.

4. para Comer en Alfacar

Restaurante El Gallo

La Ruta de Lorca


Salida desde El Area  Recreativa de la Alfaguara

Area  Recreativa de la Alfaguara

El aparcamiento de la zona recreativa es el punto en el que se propone dejar los vehículos para comenzar el recorrido a pie. 

Este es un croquis de nuestro recorrido en la zona

         

 A los 326 metros de empezar la subida por el camino que arranca desde la zona de las barbacoas, se llega al lugar conocido como la Fuente de los pajareros. 

Tan sólo a unos 800 metros, el camino se abre en una amplia explanada conocida como la Alfaguarilla, desde donde se puede divisar ya la silueta de la Cruz de Alfacar, el siguiente hito de esta ruta de baja montaña.

A los 1.430 metros de haber comenzado la marcha se llega a un cruce de caminos, donde se tomará el sendero de la izquierda para aproximarse a la loma de la Cruz, a la que se accederá por la cara Norte después de atravesar un bosque reforestado.

 5. Cruz de Alfacar

 Cruz de Alfacar

Tras coronar la cima de la Cruz de Alfacar, que se encuentra a 1.548 metros de altitud, y disfrutar de las impresionantes vistas (si el día está despejado se puede contemplar desde La Vega, a Sierra Elvira, el Peñón de La Mata, Alfacar o el Pantano de Cubillas), se continuará hacia el siguiente hito del 
itinerario, que es la Cruz de Víznar.

Según la ruta seguida, el camino más idóneo para llegar a la Cruz de Víznar transcurre por el collado del mismo nombre, a través de un camino próximo a su divisoria.

 6. Cruz de Viznar



Tras pasar por el camino de la Alfaguara, se alcanza la Cruz de Víznar y, desde allí, se inicia la marcha al lado contrario del collado, que se bordea casi por completo. 

El sendero que se tomará en esta zona es la Vereda de la Umbría, que transcurre por un bosque de pinos en el que puede verse una placa en memoria de un montañero que murió en este lugar en el año 1994 .

Centro de Visitantes de Puerto Lobo (Viznar)

Centro de Visitantes de Puerto Lobo,Viznar

Entonces el camino desemboca en la pista que conduce al Centro de Visitantes de Puerto Lobo. A los pocos metros, tomando la senda de la derecha, arranca el camino de Fuente Teja, desde donde también parte la vereda que conduce a la Cueva del Gato.

El centro de interpretación Puerto Lobo Se encuentra enclavado en un paraje de excepcional belleza desde el que se divisa una bella panorámica de su vecino, el Parque Nacional de Sierra Nevada. 

Contiene exposiciones, maquetas y juegos interactivos a través de los cuales el visitante puede conocer los procesos de formación de este paisaje de media montaña, en el que fauna y vegetación desempeñan el papel principal. Incluye un área de recepción e información donde también se localiza el punto de venta, área de interpretación, sala de proyecciones, almacén, aseos adaptados a minusválidos, archivos y aparcamiento. Asimismo integra una sala con equipos informáticos. 

Anejos al centro de visitantes se encuentran una serie de instalaciones y equipamientos: sendero Cerro del Maúllo, sendero de las Aves y una zona de recuperación de aves. En las inmediaciones, se localiza la oficina del espacio protegido

7. Cueva del Gato



Una espectacular gruta que tiene el atractivo añadido de ofrecer unas vistas privilegiadas desde la explanada que le sirve de antesala.

El camino comienza en el Centro de visitantes de Puerto Lobo, donde tomamos un camino señalizado situado frente al aparcamiento, y que discurre paralelo al carril que lleva hasta la Alfaguara. 

Continuamos dicho carril, y pasado el camino de la Umbria que asciende hasta el Collado de Viznar, abandonamos el mismo por un ramal que sale a su derecha, y que se encuentra cerrado a los coches por una cadena. 

Al poco nos desviamos a la izquierda por una vereda que nos vuelva a sacar al citado ramal, justo en una curva muy pronunciada. En esta curva, a la izquierda se inicia una desapercibida vereda que asciende hasta la cueva del Gato.

A la derecha de la cueva buscamos un pequeño sendero que nos llevará entre un bosque de pinos para salir nuevamente al ramal que traíamos, ya muy cerca del arroyo del Tejo, que aporta su agua al rio Darro, si bien algunos autores mantienen que este es el nacimiento del propio rio Darro.

Nos acercamos hasta la Fuente de la Teja y la vuelta se hace por el cauce del rio Darro, y a la altura de la Fuente Grande, donde hay un nacimiento de agua, lo cruzamos y ascendemos por el Barranco de la Umbria hasta alcanzar el carril principal que lleva a la Alfaguara, y desde aquí al centro de visitantes de Puerto Lobo.

 8. Fuente de la Teja

Fuente la Teja, Granada

Tras regresar al camino de Fuente Teja se alcanza una pista forestal que transcurre paralela al río Tejo y que lleva al área recreativa del manantial.

El paraje Fuente de la Teja es el nacimiento del río Darro, ubicado en el término municipal de Alfacar. En la actualidad la fuente de la Teja está seca, pero el agua emana frente a ella.

Esta fuente tiene este nombre, de la Teja, porque por donde antiguamente emanaba el agua tiene colocada una teja .

El acceso a ella por la Alfaguara, partiendo de Fuente Grande en Alfacar resulta sencillo, ya que una vez que estamos en Fuente Grande nos dirigimos por la carretera que une Alfacar con Nívar hasta llegar al mirador de Alfacar. Una vez en el mirador podemos contemplar unas maravillosas vistas de Granada, su vega y una gran parte de Sierra Nevada

Al continuar nuestro trayecto, en el mirador nos desviaremos a la derecha por la carretera de la Alfaguara (GR-NE-26) (con continuas curvas de derecha a izquierda en ascenso) durante esta zona de curvas vamos dejando atrás el Tajo de la Cimbra, los Tajos del Puerto, el Puerto etc., donde es probable encontrarnos con cabras monteses, tanto solas como en grandes rebaños, perdices y a veces algún zorro. 

En esta zona la principal vegetación es el matorral disperso, hasta que llegamos a los Calares donde empieza a predominar las Pináceas y el matorral arbolado.

Al llegar a los Calares la carretera se suaviza tanto en pendiente como en curvas. Esta parte de carretera es conocida como los Planos, por donde continuamos nuestro recorrido hasta llegar a una pequeña rotonda, donde se divide la carretera. 

Nosotros debemos de continuar por el carril de la izquierda ya sin asfalto, al poco de iniciarla, a la izquierda está el Cerro de la Yedra, donde podemos visitar unas trincheras de la época de la Guerra Civil de España, desde donde se puede contemplar el Peñon de la Mata y Carifaquín.

Continuando nuestro recorrido llegamos hasta el llano del Fraile, por donde si nos adentramos un poco por una vereda, también nos encontramos con otras trincheras denominadas las del Llano del Fraile. Avanzando nuestra marcha por el carril caminamos paralelos al Barranco de la Hoz hasta llegar a un desvío a la derecha el cual seguiremos, este tramo de casi dos kilómetros debemos de hacerlo a pie ya que esta cortado por una cadena.

Mirador de los Calares Granada

Comenzamos nuestro descenso hasta la Fuente de la Teja y vamos dejando atrás el Cerro del Púlpito a la izquierda, y el Cerro del Carbonero a la derecha, poco más abajo nos encontramos con el Calar de los Mármoles donde en su cumbre se encuentra una Sima llamada Cueva de los Mármoles, y por su falda pasa el Barranco del Polvorite, que poco mas abajo se une con el ya conocido Barranco de la Hoz en el mismo paraje de la Fuente de la Teja, aquí ya podemos ver y escuchar como emana el agua desde el interior de la tierra y contemplar la Fuente de la Teja.

La vegetación que recorre esta sierra es de tipo mediterráneo, formada sobre todo por distintas especies de pinares, ya que el terreno ha sido repoblado sobre todo por coníferas. 

Aunque también hay cedros y pinsapos, que se mezclan con los árboles autóctonos, como el quejigo o la encina. En cuanto a la fauna, abunda el jabalí y hay rebaños de cabras montesas, que pueden contemplarse a sorprendente cercanía.

 9. Cueva de los Marmoles

  

Desde esa misma pista, a través de una trocha situada a unos pocos metros de la fuente, a la derecha, se sube a la Cueva de los Mármoles, llena de formas pétreas de aspecto fantástico y oscuros recovecos. 



Es el último hito de la ruta: a partir de la Cueva de los Mármoles se regresará hasta el área recreativa de Alfaguara a través de la pista de las Mimbres de Prado Negro.

10. Fuente Fria

Fuente Fria, Alfacar

Sus aguas salen a una temperatura constante de unos 10 grados

La Sierra de la Alfaguara contiene una buena cantidad de manantiales y fuentes. 

Entre las fuentes más conocidas cerca de Alfacar, se encuentran la Fuente de la Teja, la Fuente de los Pajareros, la Fuente de los Potros, la Fuente Fría y la Fuente del Llano del Fraile.

Fuente Fría se sitúa a más de 1300 metros de altitud, en una zona de umbría, llena de encinas, quejigos, hiedras, y pinares de repoblación.

El agua de la fuente aflora los años lluviosos, a una temperatura constante de unos 10 grados centígrados aproximadamente. Lo hace a través de un sencillo brocal, dispuesto directamente en una roca, repleta de musgo. Sobre la roca se puede leer, en un curioso grafiti, “VIDA”. 

Como indicándonos que el agua es vida, y que la debemos cuidar y no malgastar. Por eso, cuando mana agua de la fuente, se le pone un palo en el brocal, impidiendo que se desperdicie ni una gota de agua.

Nosotros no tuvimos la suerte de refrescarnos en ella, pues en 2017 no ha llovido mucho.

El manantial en forma de pozo, se encuentra unos metros detrás de la fuente. Está cubierto con una pequeña obra de ladrillo, a la que se le ha añadido una puerta para cerrarla.

Fuente Fría fue hace tiempo un lugar muy visitado por todos aquellos que querían pasar un día tranquilo y rodeado de naturaleza. Contaba con bancos, una pequeña área recreativa, e incluso un abrevadero para el ganado.

Cerca de Fuente Fría se encuentran dos lugares históricos dignos de visitar. 

 

Uno es el antiguo Sanatorio de Berta Wilhelmi, situado a poco más de un kilómetro, al cual abastecía de agua. 

Trincheras de la Guerra Civil en Alfacar

El otro, las Trincheras del Cura, construidas durante la Guerra Civil, cerca de Fuente Fría hay trece puntos de observación, tiro y escucha.

 


11. Cueva del Agua

Una de las formaciones kárstikas más bellas de La Sierra de la Alfaguara

Cueva del Agua, Sierra de Alfaguara

La Cueva del Agua es una de las formaciones kárstikas más bellas de La Sierra de la Alfaguara, muy recomendable de visitar tanto por sus maravillosas vistas como por su interés geológico. 

En esta cueva se pueden encontrar restos fósiles tanto de la fauna como de la flora que habitaban en el Pleistoceno.

El acceso hasta la Cueva del Agua se hace a través de un cómodo sendero de menos de 2 kilómetros. 

Esta pista se encuentra bien señalizada y no requiere de grandes esfuerzos, por lo que es una ruta ideal para ir con niños y personas que empiecen a adentrarse en el mundo del senderismo.

Comenzaremos el camino desde el Área Recreativa Alfaguara, y dejaremos a mano derecha el Itinerario Botánico Arboretum

La senda para subir a la Cueva del Agua, se adentra por la arboleda de pinos, encinas y matorrales, que va ascendiendo paulatinamente.

Seguiremos este sendero teniendo como referencia que caminaremos en dirección Alfacar. 

Tras algo más de media hora de camino pasaremos por un antiguo transformador, cuyas paredes están construidas con piedras, y cerca encontraremos un estupendo mirador. 

Desde aquí disfrutaremos de las vistas que nos ofrece este lugar, veremos la Sierra de Almijara, Sierra Nevada y el Cerro de Víznar, así como los pueblos de Víznar y Alfacar.

A escasos metros de este mirador y muy próximo a la cima encontramos la entrada a la Cueva del Agua, que está cerrada, para evitar el deterioro y expolio de esta bella formación geológica.

Este es el Croquis de lo que nos queda de Ruta

          

 12. Cueva de las Ventanas de Piñar

 Cueva de las Ventanas de Piñar

La Cueva de las Ventanas es un sistema kárstico que se sitúa en la última estribación de la Sierra de Arana, a más de 1.000 metros de altitud. 

La Cueva de las Ventanas, de sumo interés para la espeleología, pertenece al Paleolítico Superior; pudo tener durante la Prehistoria dos usos fundamentales: de una parte, como lugar de hábitat, concentrado en las zonas más próximas a la entrada cuando las condiciones hídricas y de humedad del interior lo permitieran y, de otra, lugar de enterramiento, que ocuparía zonas más profundas donde no llega la luz natural. 

Aunque la primera ocupación que se realizó fue por parte de grandes carnívoros cuaternarios, ya que se han encontrado restos paleontológicos de osos e hienas. Hoy en día es la única cueva de España con accesos para personas con discapacidad física. 

Los bellos paisajes subterráneos, donde se pueden aprender los procesos de formación de un cavernamiento, a través de maquetas, paneles interactivos y ejemplos naturales a lo largo de la cavidad, y la visualización a escala real a lo largo del recorrido visitable de especies de fauna extintas, y la presencia humana en escenas de la vida cotidiana, hacen este recorrido interactivo muy interesante.

En su interior se mantiene una temperatura constante de 13 grados centígrados, durante todo el año. Es uno de esos lugares ideales para compartir en familia, sobretodo para ir con niños. Su recorrido está adaptado para los carros de bebés y personas con movilidad reducida.

Para recorrer la Cueva de las Ventanas, hay que adquirir las entradas en la oficina de información turística, que tiene el ayuntamiento de Píñar en el centro del pueblo.

La aventura de visitar la Cueva de las Ventanas empieza mucho antes de llegar a ella. 

Cueva de las Ventanas de Piñar

Quince minutos antes de la hora de la visita, un tren turístico nos subirá por las pendientes y serpenteantes calles de Píñar, hasta llegar a la entrada de la Cueva de las Ventanas. 

Allí podremos disfrutar de una visita guiada, amena, divertida, sin grandes tecnicismos, fácil de entender para todos y enfocada a los más pequeños de la casa.

Una apuesta lógica y valiente, ya que serán los niños, los adultos del mañana, los que preservarán estos espacios.

La primera ocupación de la cueva está datada sobre los 20.000 años antes de nuestra era. 

Posteriormente visigodos, romanos y almorávides también la usaron dejando algunas vasijas en el interior. 
La primera ocupación de la cueva está datada sobre los 20.000 años antes de nuestra era. 

Posteriormente visigodos, romanos y almorávides también la usaron dejando algunas vasijas en el interior. 

Cueva de las Ventanas de Piñar

Tras la conquista, y hasta finales del siglo XIX, se utilizó como almacén y recinto para guardar el ganado caprino.

En 1916 comienzan las primeras investigaciones arqueológicas serias. 

En esos estudios además de materiales realizados por los humanos se han encontrado abundantes coprolitos de hienas gigantes y restos óseos de animales prehistóricos.

La Cueva de las Ventanas está formada por varios niveles de galerías, con estalactitas, estalagmitas, coladas y formaciones calcáreas en las rocas, todas ellas producto del paso del agua durante millones de años.

En todo el recorrido podremos ver representaciones y recreaciones del paso del hombre por esta cueva. Destacan los utensilios encontrados en la cavidad, junto con las recreaciones de enterramientos y de hogares neolíticos.

La visita comienza en la “Gran Sala”, que tiene 60 metros de longitud y es donde se ha desarrollado la vida cotidiana durante cientos de años.

HORARIO DE VISITAS

El horario de visitas a la Cueva de las Ventanas es:

De mañana: de 10 horas a 13 horas
De tarde: de 16 a 19 horas
Todos los días del año.

A la Cueva se accede con un tren neumático que sale desde la puerta del Ayuntamiento a cada hora en punto.

Para información y reserva:
Tel: 958 394725


13. Cuevas Algarves de Gorafe

Los Algarves (S. XII)

Cuevas Algarves de Gorafe

Cuevas medievales artificiales de origen almohade.

Presentando claras huellas de ocupación medieval, sin que todavía se haya resuelto con precisión el problema de sus orígenes (posiblemente de ocupación almohade), estas “cuevas de moros” o “covarrones”, como se suelen llamar en esta región, destacan tanto por su marcadísimo carácter defensivo, como por la diversidad de sus funciones: atalayas, refugios o viviendas, graneros acantilados, caballerizas, palomares. 

Ha sido posible notar la semejanza sorprendente de las cuevas antiguas del norte de África –llamadas allí “cuevas de cristianos”- con los covarrones de la comarca de Guadix, aunque se puedan encontrar diferencias según las zonas, en cuanto a la categoría de las estructuras. En Marruecos, son por lo general refugios y graneros fortificados, en desusos desde hace varios siglos, y que cumplían las mismas funciones que los “agadirs” cons-truidos. En el sureste de Túnez, se trata más bien de viviendas, en las cuales siguen morando las poblaciones de beréberes de esta comarca.

Gorafe también sería poblada por los invasores desde época temprana. 

Cuevas Algarves de Gorafe

Aquí, en Gorafe, los musulmanes cultivarían y explotarían sus tierras, y establecerían su asentamiento o poblado, situado en la ladera del monte que va dar al acantilado, donde se encuentran las cuevas artificiales almohades de los Algarves, situados detrás del cementerio actual.

Según Maryelle Bertrand (Arqueóloga francesa, y mayor investigadora del mundo en este tipo de construcciones) declara que los Algarves de Gorafe, se corresponden con la tipología de graneros acantilados: estas cámaras, que se pueden encontrar aisladas o en grupos de varias decenas, se accede a éstos por caminillos en cornisa, hoy la mayoría en muy mal estado; consta también de una habitación a la que se accede por medio de una soga atada a un palo bloqueado dentro de la ventana, apoyando los pies en unas pequeñas entalladuras practicadas en la pared vertical, todavía visibles.

 Este sistema es utilizado hoy en día en el sur de Túnez, para subir a las algorfas troglodíticas. Destacan estas cuevas por su gran número de silos y atrojes, así como por las diversas muestras de semillas que se encuentran en ellos (cebada, garbanzos, habas, etc.).

La presencia de estos Algarves en toda la altura del tajo acelera el proceso natural de degradación de 
esta formación, que es derrumbarse según unas grandes líneas de fracturas sucesivas, paralelas a la fachada, enterrando de paso con enormes bloques las eventuales instalaciones de los pisos inferiores.

Los Algarves de Gorafe se distribuyen en tres niveles. Se encuentra generalmente en la planta baja unas naves sin fachada que tenían que servir de cuadras con pesebre y ataderos picados en las paredes, así como unos abrigos también sin fachada llevando huellas de hogar, nichos y banqueta.

Cabe la posibilidad de que estas viviendas tuviesen unos corrales y casas de tapial de pequeñas dimensiones apoyados en su fachada, de los cuales no queda más que huellas de vigas.


En el segundo nivel encontramos los cuartos de vivienda comunicados en forma de corredera, en cuyas galerías se puede apreciar un estrechamiento y posterior ensanchamiento en ciertos tramos. Se acceden a estos a través de un caminillo en cornisa de unos 50 m. de largo; a este caminillo se accede por el primer nivel a través de una escalera picada en el terreno, la cual da lugar al segundo nivel, al exterior, en forma de puesto de vigilancia.

El segundo nivel posee una célula en la que podemos ver excavados en sus paredes un gran número de palomares. La célula principal, de mayor tamaño consta de estanterías, en la cual se encuentran huellas de embarrado con arcillas claras, y restos de un enfoscado espeso (1 a 2 cm.), de arcilla cruda para edificar o completar el mobiliario del covarrón, tales como murillos de separación o tabiques de atrojes.

Esta célula principal está blanqueada con cal, pero lo más seguro es que este tipo de blanqueo no se practicase en ésta época, sino que correspondiese a una posible ocupación posterior cristiana. 

En cuanto a los suelos, no se ha encontrado hasta ahora ningún indicio de haber conocido cualquier tipo de pavimento, pero de haber recibido los suelos de tierra de vivienda y las banquetas un tratamiento especial que los dejaron lisos y brillantes.

Este segundo nivel posee también una balsa para acumular el agua procedente de las lluvias, filtrada o proveniente del Llano; no se ha podido detectar si estos Algarves, a través de algún túnel o galería, se comunicasen con el Llano.

En el tercer nivel, que se accede también por un caminillo en cornisa, en peor estado que la anterior, consta de células para guardar las provisiones, y de un pozo, para almacenar agua, o guardar las cosechas. El acceso a este lugar de aprovisionamiento tiene una mayor dificultad debido a la pendiente del mismo.

La disimulación de estas cuevas, con complicados sistemas de defensa que sólo movilizan un número reducido de personas, el tiempo y las pérdidas humanas que pueden suponer su ataque en relación con el botín que se pueda esperar, la ausencia de túneles de fuga, los puestos de vigilancia que la relacionan, todas estas características son manifiestas de un sistema de protección establecido contra las guerras de correrías y pillaje.

14. Hoyas del Conquín

Poblado de Hoyas del Conquín

Parque Megalítico de Gorafe

Parque Megalítico de Gorafe

Zona en la que existió uno de los más importantes poblados del río Gor en la Edad del Cobre.

En la actualidad podemos visitar 10 dólmenes en un itinerario dividido en dos rutas:

Hoyas del Conquín Alto



La ruta se inicia desde el aparcamiento, a pie de carretera, con un recorrido total de 430 metros (ida y vuelta). Aquí encontramos uno de los dólmenes más espectaculares y podemos observar las buitreras en las paredes verticales del valle.

Hoyas del Conquín Bajo



Desde el mismo aparcamiento y cruzando la carretera, se inicia esta ruta cuya longitud total es de 769 metros (ida y vuelta).

Al final de este recorrido encontramos una zona de descanso con impresionantes vistas sobre el río.
Nivel de dificultad: Medio-bajo.

Duración: 1.30 horas.
Posibilidad de hacer la ruta guiada.




Ruta Majadillas

Se inicia desde el pueblo, cruzando el río y a través de caminos y senderos, con una ascensión de 1245 metros.

Es la necrópolis con mayor concentración de dólmenes de los que podemos visitar catorce, en un recorrido de 2150 metros.
Magníficas vistas del pueblo de Gorafe y todo su entorno.
Nivel de dificultad: Medio.
Duración: 3.30 horas.
Posibilidad de hacer la ruta guiada.

Ruta “Los Coloraos”

Zona similar al Gran Cañón americano con imponentes barrancos y paredes de 150 metros de desnivel y diferentes tonalidades rojizas, amarillentas, ocres y blanquecinas.

Duración: 3 horas.
Todoterreno.
Posibilidad de hacer la ruta guiada.

Ruta del Desierto de Gorafe

Esta ruta se hará en todoterreno hasta el centro del desierto haciendo varias paradas para observar su característico terreno de cárcavas y bad-lands.

Duración: 4.30 horas.
Posibilidad de hacer la ruta guiada.

Balneario de Alicún (a 10´)

Piscinas exteriores de aguas termales, tratamientos, salud, relax,…


 15. y para comer en Gorafe

Casa Juana

Mesón Ilusión

16. Bácor-Olivar

Bácor es un núcleo separado de población dentro del término municipal de Guadix.

Al núcleo de Bácor se asocia el de Olivar,situado al Norte de la Vega. Ambos forman la Entidad de Ámbito Territorial Inferior al municipio de Bácor-Olivar.

Geográficamente, Bácor-Olivar se encuentra a 898 m de altitud, en una desviación a la izquierda de la Autovía A-92, junto al Río Grande en cuya orilla se encuentran unas famosas salinas.

Limita con Gor por el sur; con Baza y Freila, por el este; con Freila por el norte y con Gorafe, por el oeste.
Bácor-Olivar está encuadrado en una situación protegida con respecto al macizo de Sierra Nevada y en proximidad a la vega derivada de las Ramblas Seca, Toray, Baúl, etc.

Se caracteriza su paisaje sobresaliente de Bad-Lands ( 15.700 Ha ), el cual deja paso a una sustancial vega con aprovechamiento de frutales, choperas junto con cultivos de regadío.

Los núcleos poblacionales se ubican en un enclave territorial de gran interés paisajístico de fuerte contraste entre los cerros picudos y cárcavas de Bad-Land y una vega verde intensamente arbolada. 


Este núcleo de Bácor tiene tres partes diferenciadas: un núcleo bajo de casas construido en proximidad a la vega y en torno a la iglesia parroquial; un extenso conjunto de cuevas o casas-cueva desarrollado rellenando las quebradas en torno a los restos del antiguo castillo y por último un " ensanche " con edificación aislada que compone el tramo más al norte y más alto del núcleo.

El barrio del Olivar, por su parte define una agrupación de pequeños núcleos o cortijadas asentados desde el filo de la vega hasta un primer nivel en las cárcavas del bad-land.

Las tipologías edificatorias son:

- Edificación prismática de forma rectangular predominante, con cubierta a dos aguas y hastiales o pabellón en las más recientes.

- Cuevas generalmente de planta cruciforme.

- Casas-Cuevas.

Desde el punto de vista histórico, es abundante en cerámica prehistórica y más aún romana y musulmana. Posee Castillo Medieval, como consecuencia de estar situado en uno de los pasillos entre Levante y el valle del Guadalquivir a través de ese río Grande. 

Fueron importantes sus salinas en el medievo, especialmente durante la conquista de los Reyes Católicos, que unidas al castillo y su poblado se concedieron a la familia de Hernando Zafra, secretario de los Reyes Católicos.

Los lazos históricos con Guadix datan del año 1507 en el se produce la apropiación eclesiástica del Obispo de Guadix " Don Fray García de Quijada" de Baza y demás pueblos de sus abadía, que eran: Bácor, Benamaurel, Caniles, Castril, Cúllar, Cortes, Freila, Galera, Orce y Zújar, hecho que se produce a la muerte del Arzobispo Talavera que administraba la jurisdicción eclesiástica de Baza .


y acabamos nuestra ruta en

17. Cuevas del Campo

Cuevas del Campo, Granada

Cuevas del Campo está situado en el noroeste de la provincia de Granada, dentro de un enclave excepcional entre parques naturales: al sur el de la Sierra de Baza, y al norte el de la Sierra de Castril y el de las Sierras de Cazorla, Segura y las Villas. 

Es por tanto un lugar ideal para los amantes de la naturaleza, que disfrutarán de la tranquilidad, del excepcional paisaje y de la amabilidad de sus gentes.

Cuenta, además, con numerosas casas cuevas excavadas en tierra arcillosa, en las que vive una buena parte de la población. Otros lugares de interés son la iglesia parroquial y un pequeño yacimiento arqueológico en el que se han encontrado vestigios de unos aljibes de época romana.

El municipio se encuentra además cerca del embalse del Negratín, donde se pueden practicar deportes acuáticos como el piragüismo y en el que existe la, por ahora, única playa naturista del interior de la provincia de Granada.

Embalse de Negratín, Granada

Tercer embalse de Andalucía en cuanto a capacidad, este gran pantano rodeado de un paisaje subdesértico, casi lunar, configura un paraje de original belleza que propicia románticas escenas con la puesta de sol. 

Aprovechando uno de los entrantes del pantano se ha construido en una de sus orillas, la que forma parte del municipio de Freila, una playa que resulta el escenario apropiado para la práctica de cualquier tipo de actividades acuáticas, sin tener que desplazarse hasta la costa. 

En julio de 2005, en el municipio de Cuevas del Campo, también se ha abierto una segunda playa, en este caso nudista, que se ha convertido la primera de este tipo en Andalucía en estar ubicada en una zona de interior.

18. y para comer en la zona:

La Union

Pizzeria Miguel

Restaurante El Nautico

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Stop Covid-19

Stop Covid-19
Mascarillas Certificadas